Nuevas aptitudes, nuevas actitudes

Últimamente estoy planteándome dar un giro a mi carrera. Pero aun tengo algunas dudas…

En los últimos meses he ido adquiriendo ciertos conocimientos, así como bastante experiencia, sobre: muros de carga, instalaciones eléctricas, ignifugación, insonorización, inspecciones… si además, a todo esto añadimos mis –grandiosas – dotes de mando, resulta que doy el perfil perfecto para construir mi propia catedral! TA CHAAAAN!

Si Ken Follet hubiese sabido todo lo que yo sé ahora, Los pilares de la tierra no tendría 2.000 páginas! –cosa que muchos agradeceríamos.

Pruebas de sonido –o como yo lo llamo: chumba-chumba a todo volumen-, correr contrarreloj, ir tras los obreros para conseguir que terminen lo que empezaron – o simplemente que lo empiecen!-, llamar a instaladores para encargarles algo que, dos días antes, se les había dicho que no hicieran, entender al ingeniero, hacer que ingeniero y paleta se entiendan, llegar a la misma conclusión que el ingeniero y el paleta, conseguir licencias, certificados… y todo esto, pendiente de que ninguna de las perlas que se tiene contratadas intente colocar un ladrillo de más, que luego siempre se acaba reventando el presupuesto inicial.

Momento "vena hinchada"

Momento “vena hinchada”

A veces me siento como una organizadora de eventos “Aún no ha llegado lo que pedimos? Cómo que no ha llegado? Y los de los extintores están listos? a qué hora vienen? A ver, eso ahí no, que no ves que tapa la entrada???” TODO UN MUNDO!

Mi máster en RRHH no tiene nada que hacer ante situaciones como la vivida recientemente:

Paleta: Mmmmm… Tenemos un problema…

Yo: Qué raro… 

Paleta: Me he quedado sin material

Yo: {vena hinchada}

Paleta: Necesitamos comprar más – eufemismo de “necesitamos más dinero”- o no podremos acabar el trabajo.

Yo: Y el presupuesto para qué era? Para tener algo de lectura por si me aburría???? Te recuerdo los trabajos que se te pagaron y que aun no has empezado? 

Paleta: creo que tengo algo con lo que podemos seguir tirando…

Cuando esta obra termine –esperemosantes que la Sagrada Familia– comenzaré por arreglarme un palacete en las afueras de Lalaland.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s