“A cuánto tenéis hoy el kilo de perturbados?”

Sabéis ese vídeo de Michael Buble en el que conoce a una chica en el super? “Oooh! qué romántico, eso no pasa en la vida real…” Ese!!

Bueno pues, a día de hoy, puedo certificar que SÍ pasa.

De pequeña solían decirme aquello de “Ojo con lo que deseas, porque puede hacerse realidad”. Nunca acabé de entender qué tenía de malo… hasta hoy…

En el vídeo se ve todo muy inocente y romántico {para los que no lo han visto, ya os lo cuelgo yo}. Pero tengo que decir que, si el susodicho no es Michael Buble, o alguno de sus allegados, el efecto no es el mismo. Personalmente, yo me he sentido como si recrease la versión “Viernes 13” de “Haven’t met you yet” – el título le va que ni pintado

A ver, partiendo de la base de que un super no es el lugar más idóneo para entrarle a nadie, hay que decir –para aquellas personas a las que les gustan los retos- que hay “formas” y “formas” de hacerlo. Venir corriendo –literalmente- desde la otra punta del local NO es una de ellas! Comenzar una conversación con “Uff, Hola… Qué tal? No he podido evitarlo. Te he visto entrar y he pensado: qué preciosidad” tampoco!

Primero, no puedes dirigirte a una desconocida como si la conocieras de otros encuentros en el super. Segundo, SI podías haberlo evitado. Con quedarte quietecito en el pasillo de los cereales bastaba…

Si la indiferencia de la otra persona hacia tu “Eres modelo? o jugadora de baloncesto? Cómo te llamas?” no hace que te replantees la situación, igual debería hacerlo su advertencia “has escogido un mal día” – manzana en mano-

Si a estas alturas sigues insistiendo, pasando por el pasillo de las cremas, los cereales, la verdura… Que sepas que has cruzado la raya del acoso y no deberías asustarte si tu Julieta muta en la niña del exorcista si le sueltas un “Has tenido un mal día? Eso es buena señal. Igual te lo alegro yo...” – venga! en serio??

No sé si ha sido por mi “PUEDES HACER EL FAVOR DE DEJARME EN PAZ?!!”, la intensidad del tono, mi gesto de “Mr. Hyde” o la cercanía de la manzana a su cara, pero al final el casanovas ha caído en la certeza de que igual me estaba molestando… Justo cuando comenzaba a soltarme. Luego tengo fama de “seca”…

Por suerte, siempre nos quedaran románticos como Buble.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s